⇨ Las 40 MEJORES frases de Enrique Tierno Galván

Os presentamos las frases de Enrique Tierno Galván que más repercusión tuvieron durante su vida de político.
Enrique Tierno Galván es uno de los más apreciados alcaldes de Madrid. | Gacetín Madrid

 

Enrique Tierno Galván nació en Madrid en 1918 y fue político, jurista, ensayista, sociólogo y el alcalde de Madrid entre 1979 y 1986. Fue el creador del PSP, partido que posteriormente se fusionó con el PSOE. Muchas de las frases de Enrique Tierno Galván, que pronunció o escribió durante su vida, han marcado la historia de este país.

Además, Enrique Tierno Galván creó la Junta Democrática de España (JDE), que tenía como objetivo crear unas unas juntas de base para todo el territorio nacional. Quería que estuvieran formadas tanto por asociaciones o formaciones políticas  y sindicales como por personas independientes de todas las clases sociales.

Algunas de las reivindicaciones que Enrique Tierno Galván defendió a lo largo de su carrera política fueron: la legalización de todos los partidos políticos; derechos y deberes democráticos de todos los ciudadanos; la libertad de prensa y de opinión; los derechos de huelga, reunión y manifestación pacífica; el reconocimiento de la personalidad política de catalanes, vascos y gallegos; entre otros.

Frases de Enrique Tierno Galván famosas

Fue muy apreciado en Madrid como alcalde, posición que ocupó hasta su muerte. A continuación os dejamos con las frases de Enrique Tierno Galván que más repercusión tuvieron en su momento y que han quedado para la posteridad. 

1El poder es como un explosivo: o se maneja con cuidado, o estalla.

2La política ha dejado de ser una política de ideales para convertirse en una política de programas.

3El miedo a la delincuencia es el síndrome de la derecha.

4Toda gran revolución política es una gran revolución moral. Toda gran revolución moral supone una gran revolución política.

5Todo cuanto llevo acumulado hoy en la memoria me hace ver más claro respecto de aquella oquedad que la guerra abrió y que no se llenó con nada, porque los cadáveres no llenan huecos de la historia; al contrario, los hacen más grandes.

6Promover el progreso de la cultura y de la economía para asegurar a todos una digna calidad de vida.

7A mí el tema de la muerte me suena a música celestial.

8Colaborar en el fortalecimiento de unas relaciones pacíficas y de eficaz cooperación entre todos los pueblos de la Tierra.

9¡Rockeros: el que no esté colocado, que se coloque... y al loro!

10Promover el progreso de la cultura y de la economía para asegurar a todos una digna calidad de vida.

11Solo cuando la guerra estalló supimos lo que queríamos, y para ello hubo de transcurrir algún tiempo, hasta comprender que la Historia no es el camino de los cangrejos, y menos cuando los hombres tienen prisa.

12La democracia es la transposición de lo cuantitativo a lo cualitativo: que lo que quieren los más se convierta en lo mejor.

13Garantizar la convivencia democrática dentro de la Constitución y de las leyes conforme a un orden económico y social justo.

14Los bolsillos de los gobernantes deben ser de cristal.

15Consolidar un Estado de Derecho que asegure el imperio de la ley como expresión de la voluntad popular.

16Sobre cualquier pesimismo está esa confianza profunda, irrompible, en lo que vagamente llamamos pueblo, pero que está compuesto por nosotros.

17Cansado de “los clientes de la libertad”.

18Ser humano exige ver lo perecedero y el mismo perecimiento como elementos de nuestra propia condición.

19La buena didáctica es aquella […] que le permite, sin notarlo, ir tomando buena dirección.

20Las promesas se hacen para no ser cumplidas.

21Bendito sea el caos, porque es síntoma de libertad.

22La buena didáctica es aquella que deja que el pensamiento del otro no se interrumpa y que le permite, sin notarlo, ir tomando buena dirección.

23No vaya usted a enfriarse.

24Es difícil ser bueno y fuerte a la vez. Y, por lo común, cuando más fuertes se es menos razón se tiene.

25El Estado es nuestro enemigo. Un Estado sin limitaciones es el peor enemigo del hombre; por eso tenemos que luchar, para limitar los poderes del Estado.

26El torero sigue siendo mítico y, cuando expresa la valentía el pueblo se enardece y los viejos entusiasmos reaparecen.

27Ciudades para las personas.

28La separación entre cultura y política es en sí misma perversa. Destroza el equilibrio de la sociedad y oculta la conciencia de lo universal, que son imprescindibles para que una comunidad no se corrompa y sus miembros no se dejen coger por la indiferencia y la despreocupación respecto de todo lo que no sean ellos mismos.

29Más libros, más libres.

30Todos tenemos nuestra casa, que es el hogar privado; y la ciudad, que es el hogar público.

31Proteger a todos los españoles y pueblos de España en el ejercicio de los derechos humanos, sus culturas y tradiciones, lenguas e instituciones.

32¿Quién custodia a los custodios?

33El poder impregna de indiferencia todo lo que no es poder.

34Si consideramos el descuido, si no malicia, con que muchos vecinos dejan coches y carricoches en el lugar que mejor les peta…

35El triunfo político es la suma del sentido común y la capacidad de liderazgo.

36La filosofía es casi siempre una teoría literaria del mundo; por el camino de las palabras podemos seguir hacia lo infinito.

37Las ideologías llevan inevitablemente a la decepción, porque tienden a lo perfecto, que luego el contacto con la vida real hace imposible.

38En política se está en contacto con la mugre y hay que lavarse para no oler mal.

39La mayoría de los países europeos están intoxicados por ideales absolutos.